Pregunta fácil: ¿se juzga al presunto o se mata al mensajero?


En la Audiencia Nacional tendrá lugar el próximo lunes 16 a las 10,30h. la vista contra Amadeo Martínez Inglés, coronel del Ejército con, según su propio pliego de descargos, "tres diplomas de Estado Mayor (uno de ellos extranjero) y de prácticamente todos los diplomas de especialización", por las diligencias abiertas por un presunto delito contra la Corona que ostenta quien no ha visitado a su nieto herido de autodisparo de calibre 36 en el pie derecho, por encontrarse, precisamente, de caza (mayor) en Botswana o Sudáfrica, según se ha informado esta mañana en el programa de Antena 3 'Espejo Público'. También se ha informado de que días antes de estar "más o menos de caza" en la finca familiar de Soria (dixit la madre del menor el día 10), el nieto mayor del Rey posaba con carabina en unas fotos que las revistas no llegaron a publicar, como tampoco las del arsenal de caza de que la Casa Real disponía para las actividades de la pedida de mano de, precisamente, la madre de Felipe Juan Froilán Marichalar Borbón.

En su página web, el Partido Animalista se pregunta si no estamos ante "algún tipo de cacería, cosa que además, está prohibida con el tipo de arma que se le disparó".

El coronel Martínez publicó un artículo en diciembre de 2011 titulado '¿Por qué te callas?', en referencia a que el Rey, "conociendo desde el año 2006 (la misma Casa Real lo ha admitido) los oscuros manejos (presuntos delitos) de su famoso yerno, se calló [...] presunto delito de encubrimiento. ¿O no?". Fue "publicado en la prensa digital (en la otra, en los medios de comunicación tradicionales del Estado, le tienen censurado desde hace años para que no dañe la impoluta imagen del rey sin par que nos puso el dictador Franco)".

El historiador militar y profesor de esta materia en la Escuela de Estado Mayor del Ejército expone al Juez del Juzgado Central de Instrucción nº 2 de la Audiencia que, a causa de sus más de treinta años de investigaciones y estudios profesionales de la vida de Juan Carlos I, llegaron a su "conocimiento abundantes indicios racionales de la comisión por parte del monarca español de variados presuntos delitos tales como (por orden cronológico):
- “homicidio imprudente” o “fratricidio premeditado” (esta disyuntiva nunca la han dilucidado los jueces que deberían haberlo hecho);
- “alta traición a la nación española”, al haber pactado en secreto en noviembre de 1975 con el Departamento de Estado norteamericano la entrega unilateral a Marruecos y Mauritania de la antigua provincia española del Sahara Occidental;
- “cobardía ante el enemigo”, al retirar en esa fecha de manera humillante y sin combatir las fuerzas militares españolas de ese territorio ostentando la Jefatura Suprema de las FAS;
- “genocidio de la antigua población del Sahara español en grado de colaborador necesario” (más de tres mil víctimas) al haberla entregado al rey alauí Hassan II totalmente indefensa;
- “golpismo de Estado”, al haber autorizado a sus militares cortesanos (Armada y Milans del Bosch) la planificación, preparación y ejecución de la maniobra político-militar desarrollada en España la tarde/noche del 23 de febrero de 1981, conocida popularmente como “la intentona involucionista del 23-F”;
- “terrorismo de Estado”, al tener previo conocimiento, como comandante en jefe de las FAS, de la guerra sucia que preparaban los servicios secretos militares y de la seguridad del Estado contra ETA (GAL) y no haber impedido su puesta en marcha;
- “malversación de caudales públicos” de los denominados “fondos reservados” adscritos a Defensa, presidencia del Gobierno e Interior, al conocer y no desautorizar el pago a determinada vedette del espectáculo español por las prestaciones sexuales que le había realizado durante más de quince años y que ella, en 1996, amenazaba con hacerlas públicas a través de documentos audiovisuales de su propiedad;
- “corrupción generalizada”, al recibir durante décadas regalos multimillonarios procedentes tanto del exterior como de la propia España: yates, fincas de recreo, petrodólares en forma de créditos a fondo perdido…etc, etc;
- “enriquecimiento ilícito” como consecuencia de todo lo anterior y de oscuros negocios de todo tipo que en los últimos años han trascendido a la opinión pública española a través de libros y documentos nunca desmentidos oficialmente hasta convertir a su familia en una de las mayores fortunas del mundo (la 134, con 1790 millones de euros en su haber).
[...] el 23 de septiembre de 2005, y ante la incompetencia constitucional que presentan los tribunales españoles (y de todo el mundo) para juzgar los presuntos delitos cometidos por el actual rey de España, Juan Carlos I, envié al presidente del Congreso de los Diputados un exhaustivo informe (40 páginas) sobre las muy claras y decisivas responsabilidades del monarca en la ya señalada “intentona involucionista del 23-F”, solicitándole la creación de una Comisión parlamentaria que depurara esas presuntas responsabilidades
[...] El 8 de septiembre de 2008, y en relación con el “homicidio imprudente” (así lo admitió en su día su noble autor y su familia) o “flagrante asesinato” (eso deberían haberlo ya dilucidado los jueces portugueses o los militares españoles, ya que en marzo de 1956 “el caballero cadete Juanito” era un profesional de las FAS españolas) cometido por el actual rey de España Juan Carlos I a las 20,30 horas del día 29 de marzo de 1956 en la finca denominada “Villa Giralda” de Estoril (Portugal), me permití enviar al Fiscal General de Portugal (Procurador-Geral da República) un prolijo estudio profesional (sin duda el único estudio balístico que existe en relación con este caso) sobre las condiciones y las circunstancias en las que se desarrolló el supuesto accidente familiar que le costó la vida al infante Alfonso de Borbón a manos de su hermano mayor Juan Carlos, solicitándole la apertura de una investigación judicial al respecto. El Fiscal General del Estado portugués admitió a trámite el informe y prometió “que o caso vai ser analizado”. A los pocos días, por presiones del Gobierno español según medios portugueses, me comunicó su archivo debido al tiempo transcurrido y a la complejidad de abrir en esos momentos un caso judicial tan delicado".

Sobre este episodio dice el también escritor, "¿Y el conde de Barcelona, padre del Juan Carlos I al que le soltó aquella frase lapidaria de “Júrame que no lo has hecho a propósito” cuando lo encontró sobre el cadáver de su hermano Alfonso [...], no se pasó media vida a bordo de su yate trasegando ginebra a espuertas? Y el rey actual, que primero mata a su hermano, traiciona a su padre y besa el culo a Franco para conseguir ceñir la corona de España y después abandona a Adolfo Suárez a manos de los militares y borbonea con éstos para mantener como fuera su estatus regio ¿ha hecho algo aparte de preparar golpes de Estado, fornicar a destajo a cargo de los fondos reservados, navegar en el Fortuna y en el Bribón, cazar osos (borrachos o con tasa de alcoholemia legal), esquiar en Baqueira Beret, pasarse los veranos a cuerpo de rey en Marivent y labrarse una fortuna apañadita?".

Ante el mismo camino de cazador que lleva su nieto, ya el PACMA ha denunciado que "es deplorable que un niño de 13 años aprenda a disparar, a practicar la mejor manera de segar vidas". Atendiendo al relato de la Casa Real, la responsabilidad es de su padre, con quien se encontraba en ese momento. El hospital debe remitir al Juzgado de guardia correspondiente un parte informando de una herida por arma de fuego y la autoridad judicial debe dar traslado a, en esta demarcación, la Guardia Civil, que incoará un expediente sancionador por el uso sin licencia de la escopeta, prohibida a los menores de 14 años por el reglamento de armas en su apartado de "faltas graves", para las que hay sanciones de hasta 30.050,61 euros (R.D. 137/1993 de 29 de enero Sección II Art.109).

Los mayores de 14 años pueden utilizar armas sólo con autorización especial para la que es preciso aprobar sendos exámenes de capacitación teórico y práctico. El ex marido de la Infanta Elena, Jaime de Marichalar, deberá ser sancionado administrativamente "con multas de 300,51 euros a 601,01 euros e incautación de las armas" por "el uso de cualquier clase de armas de fuego reglamentadas careciendo de la licencia, autorización o de la guía de pertenencia". Asimismo, si el titular de la escopeta no fuese su padre, aquél podría ser sancionado por defectos en la custodia del arma.

El ex Defensor del Menor también ha sido crítico y denuncia que este acto es "ilógico y no se puede hacer por mucho que esté con su padre y la finca sea suya".

Por muy cara que sea la multa, puede la Casa Real correr con ella, pues, aunque el Gobierno lo ocultó en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros donde se anunciaron los recortes de los Presupuestos Generales del Estado, la asignación de 2012 para la Casa del Rey es de 8.264.280 euros, es decir, un recorte del 2% (170.000 euros menos que no han impedido al rey irse de caza al Hemisferio Sur), comparable al recorte del "0% a la iglesia" o al del "8% en defensa", pero muy inferior a la tijera del "34% en investigación y desarrollo, 20,9% en educación. 12% en Sanidad"... como ya ocurriera con el gobierno socialista cuando aplicó a la realeza una rebaja de apenas un tercio de lo sufrido por los ministerios. Quizás por ello, la portavoz parlamentaria socialista, Soraya Rodríguez, se refirió a las cifras reales para este año con un "Nos parece adecuado".

El pasado 28 de diciembre, la Jefatura del Estado abrió un pequeño resquicio a la transparencia tras 32 años de opacidad total y reveló el sueldo del rey (292.752 euros), el del príncipe Felipe,(146.376) y los gastos de representación de la reina, Letizia Ortiz y las infantas (375.000 euros). Las nóminas de la familia real se comían el 9,65% de toda la partida presupuestaria.

Haríamos bien en recordar, como hace Amadeo Martínez, que "todos los ciudadanos debemos tener los mismos derechos y ser iguales ante la ley. Sin privilegios de ninguna clase, como por otra parte santifica la muy mejorable constitución del 78 [...] ¿Por qué no existen en nuestras leyes delitos similares contra la presidencia del Gobierno, contra el ministerio de industria o contra el defensor del pueblo [...]? Todas las personas que representan al pueblo soberano (bien es verdad que el rey actual solo representa al dictador Franco, que fue quien lo puso en la jefatura del Estado con arreglo a su particular derecho testicular) pueden (y deben) ser objeto de crítica por parte de los ciudadanos (que no súbditos)".

Finaliza el escrito quien "vestido con el uniforme de coronel, en un coche negro sin blindar y con matrícula ET, sin escoltas de ninguna clase (esas escoltas que sus señorías de los altos tribunales de justicia reclaman ahora con insistencia a un Gobierno cicatero que amenaza con quitárselas) tuve que atravesar centenares de veces las peligrosas calles de las ciudades vascas" diciendo que "por luchar por unas Fuerzas Armadas más modernas y profesionales, los generales franquistas ¡ojo, de 1990! me señalaron la puerta de la que había sido mi carrera (después de cinco meses en una prisión militar) y tuve que reciclarme a escritor e historiador. [...] Sí, sí, voy a ir (si hay que ir se va…según el humorista Mota) pero no para perder ni un solo segundo de mi tiempo hablando de ese presunto delito que al parecer he cometido contra la panda sociofamiliar que habita en La Zarzuela sino para hablar, si VS quiere, de los presuntos delitos del rey Juan Carlos que es, en definitiva, el presunto delincuente y no yo. [...] En anexo aparte le señalo los libros y documentos que es preciso se lea previamente para la buena marcha de la futura entrevista así como los documentos de diferentes instituciones del Estado que ese Juzgado debería interesar de los organismos competentes para la buena marcha de las diligencias previas que acaba de emprender, instadas todavía no sé por quien. También le relaciono la lista de personas que, a mi juicio, deberían aportar testimonio en calidad de testigos". Sus libros son:

- La transición vigilada (Temas de Hoy 1994)
- El golpe que nunca existió (Foca 2001)
- Juan Carlos I el último Borbón (Styria 2008)
- La Conspiración de Mayo (Styria 2009)

Sobre los "Documentos a interesar de entes, instituciones u organismos del Estado Del ministerio de Defensa:
- “Panorámica de las operaciones en marcha” (CESID, 1980) relativa a los golpes de Estado en preparación en otoño de 1980.
- “Estado actual y perspectivas de la lucha antiterrorista” (CESID, julio de 1979) proponiendo al Gobierno de Adolfo Suárez la apertura de una guerra sucia contra ETA. Propuesta rechazada por el Gobierno.
- “Acta fundacional de los GAL” (CESID 1983) proponiendo otra vez la apertura de una guerra sucia contra ETA. Definitivamente fue autorizada.
- Documentos audiovisuales sobre las salidas extramaritales del rey de España (DIEME, División de Inteligencia del Estado Mayor del Ejército, años 1984- 1996)
- Documentos sobre la entrega del Sahara español a Marruecos y Mauritania (DOPEME, División de Operaciones del Estado Mayor del Ejército, año 1975 y posteriores).
- Documentos y archivos sonoros grabados en la tarde/noche del 23-F relativos a conversaciones del rey con diversas autoridades del Cuartel General del Ejército y Capitanías Generales.
- Grabaciones y documentos relativos al 23-F de las Capitanías Generales de Aragón, Valencia, Sevilla, Burgos, Valladolid, La Coruña, Madrid y Baleares.
- Documentos de la Sección de Inteligencia de la Brigada DOT V (Zaragoza) relativos a la conspiración castrense lista para estallar el 2 de mayo de 1981 (Conspiración de Mayo).
- Cartilla de tiro de la AGM (Academia General Militar) de Zaragoza, correspondiente a los años 1955 y 1956 a nombre del caballero cadete Don Juan Carlos de Borbón y Borbón.

Del ministerio de Asuntos Exteriores:
- Escrito del embajador alemán en Madrid a su Gobierno, en febrero de 1981, en el que relata una conversación privada con el monarca español, que acaba de ser desclasificado por el Ejecutivo germano y que ha sido incluido en las “Actas de Historia Contemporánea” de ese país.

De particulares:
- Libro “El negocio de la libertad” del periodista Jesús Cacho (editorial Foca)
- Vídeo “Juan Carlos I: 30 años a cuerpo de rey (Canarias- Semanal)"

En cuanto a las "Personas que se propone evacuen testimonio [...]:
- Bárbara Rey (María García García), actriz, vedette y presentadora.
- Antonio Tejero Molina (ex teniente coronel de la Guardia Civil)
- Alfonso Armada y Comyn (ex general de División del Ejército de Tierra español)
- Jesús Cacho (periodista)
- José María Ruiz Mateos (empresario)
- Mario Conde (ex banquero, político, escritor y periodista)".