A Urdangarín sí le pagan; a Hacienda, no


Los clubes de fútbol profesionales mantienen una deuda con la Agencia Tributaria de 752 millones de euros a fecha 1 de enero, según los datos facilitados por el Gobierno en respuesta escrita a la pregunta parlamentaria registrada el pasado 18 de enero por la diputada de IU y portavoz en la Comisión de Educación y Deporte, Caridad García.

Gaspar Llamazares ya preguntó por estas mismas cifras a comienzo de la legislatura pasada. El Ejecutivo anterior respondió que “la deuda agregada de los clubes de fútbol profesionales gestionada por la Agencia Tributaria asciende, a 30 de abril de 2008, a 607.357.484,01 euros”, es decir, que, en poco menos de cuatro años, la deuda de estas entidades con todos los españoles ha subido en casi 150 millones de euros.

El Ejecutivo subdivide esta deuda con Hacienda en tres categorías: los de 1ª División tienen un importe pendiente de casi 490 millones de euros; los de 2ª División A, de casi 185 millones, mientras que los equipos a los que se engloba bajo la categoría de ‘No quinielas’ deben más de 78.

Habría que sumar, además, las deudas existentes con la Seguridad Social, unos datos nunca facilitados. El Gobierno de Zapatero ya especificó que según el artículo 66.1 de la Ley General de Seguridad Social, de 1994, y debido a lo que señala la Ley Orgánica de Protección de Datos, de 1999, “los datos, informes o antecedentes obtenidos por la Administración de la Seguridad Social en el ejercicio de sus funciones tienen carácter reservado”.

En cuanto a detallar de forma individualizada la deuda con Hacienda de cada uno de los equipos, ya en 2008 la Administración alegó que “el detalle individualizado de la deuda de cada club de fútbol profesional tiene el carácter de información tributaria, siendo de aplicación el artículo 95 de la Ley 58/2003, de 17 de diciembre, General Tributaria, que establece que los datos, informes o antecedentes obtenidos por la Administración Tributaria en el desempeño de sus funciones tienen carácter reservado y sólo podrán ser utilizados para la efectiva aplicación de los tributos o recursos cuya gestión tenga encomendada y para la imposición de las sanciones que procedan, sin que puedan ser cedidos o comunicados a terceros”.

A buen seguro que uno de estos clubes que debe dinero a Vd. y a mí, es el Villarreal, que, por supuesto, no se lo debe a Urdangarín, a quien ya le pagó religiosamente los cien mil euros por folio copiado de internet.